EMPLEOS VERDES Y AGRICULTURA SOSTENIBLE

El conocimiento científico y aplicado es la clave del desarrollo

A nivel mundial, un nuevo paradigma de desarrollo y bienestar recae en la creación de empleos verdesi.e decentes o dignos y que, al mismo tiempo, contribuyen a preservar y regenerar el medio ambiente-. En Bolivia, la Constitución Política del Estado (2009) establece “trabajos dignos para todos”; pero los avances han sido muy modestos. Aún, los empleos en armonía con el medio ambiente son escasos; aunque hay algunos avances en medidas de mitigación, preservación y regeneración medioambiental.

En este contexto, los pequeños productores agrícolas se encuentran en la peor situación en cuanto a exclusión y vulnerabilidad se refiere -a pesar de que el sector es clave para el desarrollo socioeconómico sostenible-. En materia laboral, en el año 2019, por ejemplo, los empleos vulnerables llegaron al ¡91% en el sector agropecuario!, y los ingresos laborales del rubro, representaron, en promedio, el 37% del nacional (estimaciones a partir de las Encuestas de Hogares); siendo aún la situación de las mujeres más alarmante. Estas condiciones responden tanto a una normativa laboral excluyente –concentrada en relaciones obrero patronales–, como a la propia situación agrícola, que enfrenta una serie de problemas de productividad y sostenibilidad.

Bajo este marco, la Fundación INESAD y miembros de la Universidad Privada de Santa Cruz y del Instituto de Estudios Económicos de la Universidad Técnica de Oruro, bajo el auspicio del Centro Internacional de Investigaciones para el Desarrollo (IDRC), busca avanzar en la creación de empleos verdes a partir de un desarrollo agrícola que permita no solamente ingresos más justos, estables y sostenibles sino también con mejores condiciones de trabajo con enfoque de género. La iniciativa encuentra el apoyo colaborativo de la Red de Quinua desde una perspectiva de investigación-acción, haciendo viable el trabajo bajo una visión inicial de: Construir una evidencia amplia del sistema de protección social desde una perspectiva de generación de empleos verdes para los productores quinueros, focalizada en mujeres indígenas, en respuesta a una recuperación de Covid-19 baja en carbono. El sector quinuero es clave porque enfrenta problemas de sostenibilidad tanto por la degradación de los suelos y mayores problemas climáticos, como por la fuerte caída de los precios.

Enfoque Sistémico del Proyecto

Fuente: INESAD.

ACTIVIDADES DEL PROYECTO

Facebook

Twitter

LinkedId